Diferencias entre niveles de RSE de empresas productivas-extractivas y de servicios

Una brecha significativa existe en cómo se auto-perciben en sus políticas y prácticas de RSE las empresas productivas-extractivas y de servicios  que participaron en el estudio realizado en 2014 por ACCIÓN y que fue dado a conocer en enero de este año. Mientras las primeras promedian un 75% de aplicación de políticas y prácticas, las segundas llegan a un 62%. En total, fueron 135 empresas las que participaron en este estudio ejecutado por IPSOS, un 33% productivas-extractivas y un 67% de servicios.

La categoría de empresas productivas-extractivas reúne fundamentalmente a mineras, forestales y compañías del rubro industrial; en tanto en servicios se agrupan todas aquellas compañías que brindan prestaciones, ya sea de insumos básicos (agua, luz, electricidad, telecomunicaciones), de compra-venta (retail), finanzas (bancos, aseguradoras),  educación, entretención, transporte, o atienden requerimientos específicos (consultoría, marketing). En total, fueron 135 empresas las que participaron en este estudio ejecutado por IPSOS, un 33% productivas-extractivas y un 67% de servicios.
De las siete dimensiones analizadas (gobierno corporativo, recursos humanos, operaciones, transporte, abastecimiento, marketing y ventas, comunicación y resolución de conflictos), las empresas productivas-extractivas mostraron mejor desempeño prácticamente en todas, con la excepción de recursos humanos.

“Las empresas productivas-extractivas llevan muchos años trabajando la RSE y la sostenibilidad, por lo tanto, es natural que declaren un mayor nivel de desarrollo en estos temas. Muchas de ellas son parte de multinacionales con estándares bastante estrictos y deben responder a sistemas de verificación globales, por lo cual sus políticas y prácticas van muchas veces en la delantera. Lo interesante es que en este estudio transparentamos esa realidad, desde la auto-percepción de las mismas organizaciones. Y queda claro que, si bien hay terreno trabajado, aún queda mucho por hacer”, señala Ignacio Larraechea, gerente general de ACCIÓN.

Resultados por dimensiones

En gobierno corporativo, se visualiza un distinto nivel de prácticas en la sistematización de los procesos generales y resultados de gestión en medios verificables, lo cual es fundamental para la toma de decisiones (productivas-extractivas, 77%; servicios, 50%). La mayor brecha se encuentra en la elaboración de reportes de sostenibilidad (productivas-extractivas, 73%; servicios, 44%).

La dimensión de recursos humanos es la única en la cual las empresas de servicios aventajan en políticas y prácticas a las productivas-extractivas, aunque con diferencias no significativas. Por ejemplo, en la oferta de beneficios de conciliación de vida personal-laboral, las productivas-extractivas presentan un desempeño que alcanza el 84%, en tanto las de servicios llegan al 89%. Donde ambas presentan oportunidades relevantes de mejora es en contar con una política de salario conocida por todos (productivas-extractivas, 50% y servicios, 56%) y el desarrollo de políticas de no discriminación e inclusión (productivas-extractivas, 55%; servicios, 46%).

Operaciones es una dimensión de alto impacto en las empresas productivas-extractivas: una mayoría de las empresas (89% de las estudiadas) cuentan con política de gestión de impacto medioambiental, que contrasta con el 39% en las empresas de servicios.

En transporte esa diferencia se agudiza, pues las empresas productivas-extractivas dicen realizar acciones para disminuir el impacto de sus traslados (de materiales y personas) en un 61%, mientras que las compañías de servicios (de mercaderías y personas) dicen ocuparse de este aspecto en un 29%

En cuanto a abastecimiento, la contratación de proveedores locales y/o creación de nuevos proveedores en localidades vecinas presenta un 75% de cumplimento en las empresas productivas-extractivas, y un 48% en las compañías de servicios. Otro punto en donde se aprecian brechas es en la exigencia de criterios de RSE para contratar a sus proveedores (condiciones laborales de los empleados, impacto ambiental, étc), aspecto en el que las empresas productivas-extractivas presentan un 64% de cumplimiento y las de servicios, un 37%.

El punto más crítico en la dimensión de marketing y ventas es el que tiene que ver con la entrega de información hacia los clientes y/o consumidores sobre la ruta de procesos de los bienes y servicios que producen, es decir desde su origen hasta la entrega al cliente/consumidor (productivas-extractivas, 52%; servicios, 33%).

(Fuente: Acción RSE).

Datos Adjuntos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: