La empresa china está dispuesta a conquistar no solo el mercado de celulares y redes sino también el de uno de los componentes más criticados por los usuarios de smartphones. Fuente InfoBAE

Huawei es ya una de las principales vendedoras mundiales de smartphones, fabrica sus propios procesadores (Kirin) y ahora va por las baterías, uno de los componentes que no avanzan al mismo ritmo que el de otras partes de los celulares.
La empresa presentó en sociedad un sistema de carga propio que permite a una batería de 3.000mAh, algo por encima del promedio de smartphones líderes como el Galaxy S6 Edge, ser recargada al 50% en apenas 5 minutos.
Huawei agregó que una batería de 600mAh, más poderosa que la de los relojes inteligentes, pueda ser recargada al 68% en un par de minutos.
La empresa no dio detalles sobre cuándo sus equipos comenzarían a utilizar esta tecnología, una competidora directa de Quick Charge de Qualcomm, que permite una recarga de 80% en poco más de media hora.