Hasta el 99 por ciento de los componentes de una batería para vehí­culo convencional es reciclable y puede ser reutilizado.

Para ayudar a los consumidores a encontrar un lugar cercano dónde se reciclen las baterías usadas de vehículos, embarcaciones, motocicletas o herramientas de jardín, Johnson Controls, el mayor fabricante y reciclador de baterías para vehículos del mundo, está instando a los consumidores a que visiten su sitio web .

Hoy en día en los Estados Unidos, el 99 por ciento de todas las baterías para vehículos usadas son recogidas y recicladas. Sin embargo, cada año hay más de 1 millón de baterías para vehículos usadas que no se reciclan.

“Reciclar las baterías usadas es sencillo: llévelas a un vendedor de baterías local y ellos se encargarán del resto”, dijo Shemanski. “La mayoría de las tiendas incluso concederán un crédito por las baterías usadas con la compra de un nueva”.

En el último año, más de 60,000 personas han visitado el sitio web de la compañía para obtener más información sobre el reciclaje de baterías y utilizado el sitio para encontrar un punto de venta dónde reciclar sus baterías para vehículos usadas mediante la introducción de su código postal.

Según Shemanski, el objetivo de la compañía es que se reciclen de manera responsable todas las baterías para vehículos y así mantenerlas fuera de los vertederos.

Para lograr este objetivo, Johnson Controls se ha comprometido a diseñar, fabricar, transportar y reciclar las baterías de la manera más segura y más sostenible posible. La compañía utiliza hasta un 80 por ciento de material reciclado en la producción de sus baterías nuevas.

Los metales en las baterías convencionales son los materiales que más se reciclan en el mundo: más que el papel, el vidrio y el cartón. El plástico se puede reciclar para crear nuevas cajas de batería y los electrolitos se pueden reutilizar o convertir en detergentes.

Johnson Controls recicló su primera batería para vehículo en 1904. Hoy en día, la compañía aprovecha sus cien años de experiencia para aumentar las tasas de reciclaje y el desarrollo de nuevos sistemas de reciclaje en todo el mundo. El año pasado, la compañía recicló 8,000 baterías por hora mediante su sistema de reciclaje global.