Aproximadamente un tercio (32% en peso) de la producción alimentaria mundial para consumo humano se pierde o se desperdicia cada año, lo que equivale a 1.300millones de toneladas, de acuerdo con datos del World Resources Institute.

El desperdicio per cápita alcanza un rango de 95-115 kg/año en Europa y Norte América, mientras que en África sub-Sahariana y en Asia Sur/Sureste desciende a un rango de 6-11 kg/año.2 Cuando se miden en términos de calorías, las pérdidas se reducen a 24%, equivalente a la cuarta parte de la producción; en otras palabras, una de cada cuatro calorías que se producen para alimentar a la población mundial no es consumida y se desperdicia.

Residuos alimenticios