SU CAPITALIZACIÓN DE MERCADO LLEGÓ A LOS US$ 47 MIL MILLONES VERSUS LOS US$ 45 MIL MILLONES DE FORD, CUYAS VENTAS CAYERON 7,2% EN LA COMPARACIÓN AÑO A AÑO. Fuente El Cronista

Tesla vale más que Ford en la Bolsa (¿por qué?)

La fabricante de automóviles eléctricos Tesla, creada por Elon Musk, alcanzó un nuevo récord en el primer trimestre de 2017, ya que produjo 25.000 vehículos. Resultante de esto, la empresa de apenas 14 años de edad vale más que Ford: mientras que la primera tiene una capitalización de mercado de US$ 47 mil millones, la fabrica de 113 años de edad llega a los US$ 45 mil millones. Y, mientras las ventas de Tesla supera lo que predijeron los analistas del sector, las ventas de Ford cayeron 7,2% en los últimos 12 meses. Esta información hizo que las acciones de la compañía creada por Henry Ford cayeran ayer lunes.

De acuerdo al portal Recorde, los analistas esperaban que las ventas de Ford cayeran apenas por encima del 5% y, si bien su modelo Escape consiguió ventas record, en total la empresa vendió 237.000 vehículos en marzo de este año, mientras que en el mismo mes de 2016 comercializó 255.000 autos, su mejor mes en los pasados 10 años.

Leer más: Diseccionando un auto eléctrico Tesla

Mientras tanto, el buen desempeño de Tesla se basa exclusivamente en las expectativas que provoca su producción récord mientras se prepara para el lanzamiento de su primero vehículo eléctrico dirigido al consumo masivo. Sus números siguen estando en rojo: el pasado año, Tesla tuvo ingresos por US$ 7 mil millones pero perdió, en total, US$ 773 millones.

Tesla quiere producir 50.000 automóviles durante la primera mitad de 2017 y llegar a los 500.000 al fin de 2018. Para lograrlo, la compañía planea construir al menos tres megafábricas durante este año.

Leer más: Conocé detalles de la gigafábrica con la que Elon Musk planea salvar al mundo

Estos son objetivos ambiciosos para una empresa que no cumplió con muchos de sus deadlines, lo que puso en duda su habilidad de entregar los más de 300.000 vehículos de su Model 3 que fueron reservados el día siguiente a su presentación oficial. Esto puede deberse, en parte, a una enorme demanda de automóviles eléctricos con conducción semiautónoma, como el modelo de Tesla. Por su parte, el CEO de Ford, Mark Fields, está trabajando en el desarrollo de vehículos de conducción totalmente autónoma que puedan utilizarse en una red de automóviles compartidos y espera tenerlos para 2021.

Musk criticó los que, en la industria automovilística, prefieren esperar a que la tecnología esté desarrollada completamente. “Creo que sería moralmente incorrecto retener funcionalidades que mejoren la seguridad a la hora de conducir sólo para evadir críticas o por miedo de ser enjuiciado”, acuso. El debate sigue abierto: ¿es seguro introducir tecnología de conducción semiautónoma y esperar que los humanos decidan cuáles son los límites o es preferible esperar más tiempo hasta que la tecnología esté desarrollada del todo?