Colombia se la juega por la Economía Circular

Archivo
El país debe convertirse en una de las tres economías más competitivas de América Latina para 2030

LA APUESTA en Colombia por la Economía Naranja sigue profundizándose. Prueba de ello es que ya el viernes pasado el presidente Iván Duque hizo el lanzamiento oficial de la Estrategia Nacional de Economía Circular, primera de este tipo en América Latina.

Dicha estrategia es liderada por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, en cabeza del titular de esta cartera, Ricardo Lozano.

“Esta es la Colombia que queremos construir y, por eso, con pasión, les puedo decir hoy a ustedes que esta tarea de la Estrategia de Economía Circular es también muy importante, porque es la primera política pública de Economía Circular que tiene América Latina, y la lanza Colombia”, enfatizó el Jefe de Estado durante el evento de presentación que tuvo lugar en la Cámara de Comercio de Medellín.

En su intervención, el Mandatario resaltó a su vez la necesidad de llegar a la conciencia de los colombianos en el manejo adecuado de las basuras con la fórmula de las 3R: “Reducir, reciclar y reutilizar”, que son la base fundamental de la Economía Circular.

La Estrategia Nacional de Economía Circular transformará las cadenas de producción y consumo del país, por medio del manejo eficiente de materiales, agua y energía. De esta manera, Colombia se convertirá en una de las tres economías más competitivas de América Latina para 2030.

Con esta Estrategia, el Gobierno nacional incentiva a productores, proveedores, consumidores y demás actores de los sistemas productivos a que desarrollen nuevos modelos de negocio que incorporen la gestión de los residuos, el manejo eficiente de los materiales y el cambio en los estilos de vida de los ciudadanos.

Económicos: son generados a partir de reducción de costos de materia prima y recursos (agua y energía), el aprovechamiento de los recursos en repetidas ocasiones, manejo de residuos y control de emisiones, ingresos por venta de subproductos, atracción de nuevas fuentes de financiación, innovación en modelos de negocio, apertura de nuevos mercados y mejoramiento de la productividad y competitividad.

Ambientales: reducción de la extracción de materias primas, uso de fuentes de energía renovables, la reducción de residuos y emisiones, y la conservación y uso eficiente del agua.

Sociales: generación de capacidades, creación de modelos de negocio que atienden modernas formas de producción y consumo de productos, materiales, agua y energía; nueva demanda de tecnologías, productos y servicios orientados en la eficiencia y el eco-diseño; nuevos servicios para el aprovechamiento de materiales y energía, uso compartido de residuos, servicios e infraestructura entre empresas; el rediseño de sistemas de productos, envases y empaques, la generación y operación de nuevos sistemas de energía renovables, el compostaje, aprovechamiento energético, y la minimización de los impactos a las comunidades y ecosistemas.

La Estrategia Nacional de Economía Circular pretende aumentar significativamente la tasa de reciclaje y utilización de residuos, que hoy se encuentra en 8,7%, para que ascienda en 2030 a 17,9%.

A 2022, se espera que el porcentaje de residuos sólidos efectivamente aprovechados pase del 17 a 30%.

Además, se estima un aumento del número de toneladas de residuos peligrosos y especiales sometidos a gestión posconsumo, al pasar de 218.427 a 565.995 toneladas, efectivamente aprovechadas a 2022.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: